Rescue efforts on flooded streets in Luxemburg. Photo courtesy: Luxemburg fire and rescue
19 Jul 2021

200 muertos y más desaparecidos en el temporal de lluvia que azota Europa central: se ha recurrido a buzos de rescate para recuperar a las víctimas

Las intensas y catastróficas lluvias caídas en varias zonas de Europa central están remitiendo, aunque el nivel del agua sigue siendo alto en muchas zonas. En Alemania, el número de muertos aumentó a 165 el lunes. En total se han confirmado 190 muertos, aunque todavía hay muchos más desaparecidos. Hasta ahora han muerto dos bomberos en acto de servicio.

El temporal de lluvia llamado"Bernd" ha causado inundaciones, grandes destrozos y se ha cobrado la vida de al menos 190 personas, sobre todo en el oeste de Alemania y Bélgica. Los daños materiales son enormes: bloques enteros de pisos se han "panckeado" y derrumbado, carreteras, campos y viviendas enteras han sido arrasadas por las aguas, junto con vehículos y partes sustanciales de infraestructuras vitales en las zonas afectadas.

Los medios de comunicación internacionales describen esta catástrofe natural como "la peor devastación en Europa desde la Segunda Guerra Mundial".

La tormenta ha perdido fuerza y se desplaza lentamente hacia el este. En muchas zonas, sin embargo, el nivel del agua sigue siendo alto.

Llamada a lanchas motoras y buzos

Muchas de las víctimas han sido encontradas en sótanos inundados donde intentaban recuperar sus objetos de valor, mientras que otras fueron arrastradas y murieron por las poderosas corrientes de agua.

Se ha recurrido en gran número a los equipos de rescate para evaluar los daños en los edificios, limpiar los escombros y restablecer las redes de gas, electricidad y teléfono. En algunos lugares, la policía ha utilizado lanchas motoras y buzos en la búsqueda, según los medios de comunicación internacionales.

Rescue efforts on flooded streets in Luxemburg. Photo courtesy: Luxemburg fire and rescue
Rescue efforts on flooded streets in Luxemburg. Photo courtesy: Luxemburg fire and rescue 

Más de 30 muertos en Bélgica

En Pepinster, en el este de Bélgica, el personal de rescate y militar ha estado buscando supervivientes entre las propiedades arrastradas por el agua y los escombros, informa RTBF. Un portavoz describe cómo los que participaban en las labores de búsqueda tenían que tener cuidado a cada paso que daban para no ser arrastrados por el derrumbe o sepultados por los escombros de los edificios que se derrumbaban.

El número de víctimas, que el lunes se confirmó en 31, podría aumentar a medida que se descubran más desaparecidos entre los escombros. Se ha anunciado un día de luto nacional para hoy martes en honor a los muertos y heridos en Bélgica.

En algunas partes de los Países Bajos, los residentes que fueron evacuados a principios de la semana ya pueden regresar a sus hogares. Esto también se aplica a los residentes que corrían peligro al ser alcanzados por los escombros de una presa hidroeléctrica que reventó a las afueras de Roermond, en el sureste del país.

Lucha contra los "turistas selfie" y los saqueadores

En Múnich, el río Isar ha crecido varios metros y las autoridades alertan del riesgo de inundaciones más graves. Lo mismo ocurre en el lago Königsee, en el sureste de Alemania, donde cientos de personas han sido evacuadas.

En medio de la gran devastación, los medios de comunicación alemanes afirman que la policía se ve obligada a desviar cada vez más recursos para impedir que personas no autorizadas entren en las casas de las zonas más afectadas.

Tres personas han sido detenidas bajo sospecha de saqueo en la ciudad de Eschweiler, aloeste de Alemania.

"Me enfurece oír hablar de personas que regresan a sus casas en ruinas y descubren que los saqueadores han robado lo poco que les quedaba", afirma el Primer Ministro de Renania del Norte-Westfalia , Armin Laschet (CDU).

Además, la emisora de radio Bayerische Rundfunk (BR) informa de que la policía ha tenido que impedir que la gente entre en las zonas más afectadas para hacerse selfies inundando carreteras y casas.

La presa desbordada de Alemania se vaciará por completo
El lunes también se reunió un grupo de expertos para hacer una nueva evaluación de la presa de Steinbachtalsperre, en el estado alemán de Renania del Norte-Westfalia.

En los dos últimos días se ha logrado bajar el nivel del agua de la presa, en parte a través del desagüe de la presa, pero también con ayuda de sistemas de bombeo adicionales. Los expertos suponen ahora que la posición de la presa es estable.

"Ya no nos preocupa que la presa reviente. Todos los peces serán rescatados del agua en los próximos días y la presa se vaciará por completo", escribieron las autoridades alemanas en Twitter.

Mueren dos bomberos en acto de servicio en Alemania

Karl-Heinz Banse, presidente de la Asociación Alemana de Bomberos (DFV) escribió:

"Lamentamos la pérdida de los bomberos fallecidos en Renania del Norte-Westfalia. Pensamos en sus familias y compañeros de trabajo. Es trágico perder a gente en acción".

Un bombero murió ahogado en una tormenta en Altena. En Werdohl, otro bombero sufrió un colapso cardíaco durante una misión de rescate y no pudo ser reanimado.

Rescue efforts on flooded streets in Luxemburg. Photo courtesy: Luxemburg fire and rescue
Rescue efforts on flooded streets in Luxemburg. Photo courtesy: Luxemburg fire and rescue